Nuestro Blog / Temas médico-sexológicos /

Pacientes recuperados de COVID-19 podrían sufrir disfunción eréctil

Adroclinica administrador
08/12/2020
2 Comentarios
eyaculación precoz, disfunción eréctil, esterilidad, masturbación, libido, testosterona, covid

Pacientes recuperados por COVID-19 podrían sufrir de disfunción eréctil, según una investigadora estadounidense

La doctora experta en enfermedades infecciosas de la Universidad de Florida Dena Grayson advirtió sobre una preocupación creciente en torno a las secuelas a largo plazo causadas por el nuevo coronavirus

Una nueva secuela se sumaría a la larga lista de complicaciones presentadas post infección por la nueva enfermedad COVID-19. Los hombres que atravesaron la infección y se recuperaron, podrían presentar disfunción eréctil, de acuerdo a lo indicado por la doctora experta en enfermedades infecciosas Dena Grayson.

La médica sostuvo en una entrevista con NBC Chicago que ahora se teme que la enfermedad pueda generar la incapacidad de conseguir o mantener una erección firme, incluso después de que el paciente se haya recuperado, por “la forma en la que el virus afecta el sistema vascular.

 “Existe una preocupación real aquí de que los hombres puedan tener problemas a largo plazo de disfunción eréctil debido a este virus porque sabemos que causa problemas en la vasculatura”, advirtió.

Dena Grayson, MD, PhD es médica, investigadora, experta en ébola y otras amenazas pandémicas virales. Su investigación biomédica se ha centrado en el desarrollo de nuevos medicamentos para tratar enfermedades graves como el cáncer, el ébola, la fiebre amarilla y enfermedades genéticas raras, y medicamentos aprobados por la FDA para el colesterol alto y el angioedema hereditario.

Durante el brote actual del COVID-19, la científica fue muy crítica de la gestión de la pandemia y en varias oportunidades recomendó a los estadounidenses a usar mascarilla y tomar en cuenta las recomendaciones sanitarias.

Existe una preocupación real aquí de que los hombres puedan tener problemas a largo plazo de disfunción eréctil debido a este virus porque sabemos que causa problemas en la vasculatura", explicó la doctora Grayson.

“Aprendemos cosas nuevas acerca del virus SARS-CoV-2, quizás no todos los días pero con frecuencia. Insto a las personas que se cuiden, ya que aunque se tenga una infección por COVID-19 leve, ahora sabemos que las personas pueden tener complicaciones en la salud a largo plazo por este virus, como secuelas neurológicas”, agregó.

“Y ahora, existe una gran preocupación de que los hombres puedan tener problemas de disfunción eréctil a largo plazo por este virus. Sabemos que causa problemas a nivel vascular. Esto es algo que despierta verdadera preocupación. El nuevo coronavirus puede no solamente ser mortal, sino que también causar complicaciones en la vida a largo plazo. Vemos que la mayoría de las personas se recuperan bien de la infección, pero mientras más pase el tiempo veremos más y más personas con consecuencias negativas y secuelas a largo plazo y de por vida por el SARS-CoV-2”, puntualizó la doctora.

La disfunción eréctil post COVID-19 se generaría a causa de los problemas a nivel vascular causados por la infección

Si bien no hay estudios científicos al momento que exploren la disfunción eréctil en pacientes recuperados por el nuevo coronavirus, diferentes papers e investigaciones se abocaron al tema del impacto psiquiátrico de la pandemia por COVID-19 en la salud sexual de las personas.

Por ejemplo, la Revista Brasileña de Psiquiatría en una publicación científica reciente deslizó: “La nueva pandemia de coronavirus se ha considerado el mayor desafío para el sistema de salud en la era moderna. Aunque el distanciamiento social y las cuarentenas han sido necesarias como estrategias de salud pública, pueden contribuir a problemas psicológicos y mentales. Existe evidencia de que la comunicación interpersonal reducida puede aumentar la incidencia de depresión y ansiedad y exacerbar las condiciones preexistentes. De hecho, se ha informado de soledad, negación, ansiedad, depresión, insomnio y desesperación entre los casos sospechosos de enfermedad por coronavirus (COVID-19). Además, algunos estudios han demostrado un mayor riesgo de agresividad y suicidio en personas

 

No hay estudios científicos al momento que exploren la disfunción eréctil en pacientes recuperados por el nuevo coronavirus

La ansiedad y la depresión se observan comúnmente en hombres con trastornos sexuales como disfunción eréctil y eyaculación precoz. Los hombres ansiosos son más propensos a experimentar ansiedad por el desempeño, mientras que aquellos con depresión tienden a reportar falta de libido. En las pacientes femeninas, la depresión está fuertemente relacionada con el trastorno del deseo sexual hipoactivo y se ha demostrado que la ansiedad interfiere con la excitación y la capacidad de alcanzar el orgasmo.

Pero aclaran, “Aunque ningún estudio publicado ha investigado directamente los cambios en la función y el comportamiento sexuales durante el COVID-19, se esperan efectos negativos en la salud sexual. Pandemias anteriores han demostrado que el aislamiento social asociado con el miedo a infectarse reduce significativamente el contacto sexual. El consumo de pornografía también ha aumentado de forma concomitante con la pandemia. El 13 de marzo de 2020, el sitio web de Pornhub informó un aumento del 11,6% en los accesos. La masturbación excesiva puede interferir en la relación de pareja, lo que genera sentimientos crecientes de aislamiento y rupturas”.

Por otro lado, un estudio de  la prestigiosa Universidad de Cambridge estudió a pacientes hombres que presentaron una complicación tardía del COVID-19: disfunción sexual.

“Desde el comienzo de la pandemia de enfermedad infecciosa por coronavirus 2019 COVID-19, se ha publicado una cantidad exponencialmente grande de datos para describir la patología, las presentaciones clínicas y los resultados en pacientes infectados con el síndrome respiratorio agudo severo nuevo coronavirus 2 - SARS- CoV-2. Aunque se ha demostrado que COVID-19 causa una inflamación sistémica que predispone a la afectación de múltiples órganos, su mecanismo que afecta al sistema urogenital no ha sido bien documentado. Este caso clínico presenta el curso clínico de dos pacientes varones con COVID-19 que desarrollaron disfunción sexual, como anorgasmia (dificultad para llegar al orgasmno), luego de recuperarse de la infección. Aunque no se pudo identificar evidencia de replicación viral o compromiso inflamatorio en los órganos urogenitales de estos casos”, resaltaron.

Al estudiar estas secuelas en dos hombres, llegaron a las siguientes conclusiones: “Las manifestaciones extrapulmonares de COVID-19 se han informado cada vez más en la literatura. Sin embargo, pocos estudios han informado de la participación fisiopatológica del SARS-CoV-2 en el sistema reproductor masculino. Un estudio señaló la posible participación de los testículos en el COVID-19 al reportar el dolor testicular como la manifestación de la enfermedad viral en un hombre de 43 años. Sin embargo, las imágenes y los estudios microbiológicos no proporcionaron una prueba de la presencia del virus en el semen o los testículos. De manera similar, estudios previos que utilizaron técnicas de reacción en cadena de la polimerasa (PCR) no pudieron aislar el SARS-CoV-2 en las secreciones genitales de individuos con COVID-19 confirmado por laboratorio. En cambio, estos casos no presentaban ningún signo de afectación genital por SARS-CoV-2 y el único síntoma era la anorgasmia”.

Se desconocen los efectos a largo plazo de la infección con SARS-CoV-2 sobre la disfunción sexual. Además, se desconoce el mecanismo subyacente de tal disfunción sexual en pacientes con hospitalización reciente debido a COVID-19 pero con una PCR de seguimiento negativa, sin síndrome de fatiga poshospitalaria o cualquier alteración de la libido o trastornos psicosexuales. Aunque una interacción compleja de estas comorbilidades estresantes podría explicar la aparición de anorgasmia en los supervivientes de COVID-19, se justifican estudios futuros para investigar los factores de riesgo conocidos de disfunción sexual en esta población de pacientes”, concluyeron los investigadores.

 

Dr Jorge Di Iorio

Fuente: Infobae (06.12.2020)

Comentarios

Contenido Relacionado

Testosterona y Coronavirus

Seguir leyendo

El Amor en los tiempos del Coronavirus

Seguir leyendo

La consulta andro-sexológica

Seguir leyendo

Inapetencia Sexual Masculina (o disminución de la libido)

Seguir leyendo

Las causas de la disfunción eréctil

Seguir leyendo

Disfunción eréctil

Seguir leyendo

Tecnología y estudios

Seguir leyendo